Twitter Facebook Flickr LinkedIn YouTube
Teléfono: 956 185 294 | info@eficiencia-v.com

Servicios

Analizamos las mejoras energéticas del proceso, equipos e instalaciones y determinamos las inversiones a realizar y sus periodos de retorno

Placas Solares Fotovoltaicas

Eficiencia V apuesta el autoconsumo fotovoltaico en Pymes y  hogares.

 

 

Eficiencia V dispone de un amplio abanico de productos fotovoltaicos, alcanzando instalaciones fotovoltaicas de autoconsumo en hogares y empresas.



 
Nuestros ingenieros, diseñan y calculan la solución más idónea, hacemos los trámites necesarios y legalización de la instalación, así como el mantenimiento de toda la infraestructura.



Apostamos por los mejores fabricantes Europeos ( Axitec, APsystems, SMA) para garantizar al máximo la calidad y rendimiento de la instalación.



El estudio incluye un detallado análisis de las curvas horarias y de su producción solar adaptados a los diferentes hábitos del cliente.



Incluimos el modelo económico de la propuesta, incluso con diferentes opciones de financiación. Informamos al cliente de su ahorro anual, tanto energético como económico, así como datos de beneficio medioambiental. ¡No plante un árbol!, ¡ sino 90 árboles al año!



 

Realizamos los trámites necesarios para la bonificación del IBI de su vivienda ( hasta el 50% anual, en diferentes períodos, según cada municipio).



Eficiencia V, una vez en funcionamiento la instalación opera el mantenimiento periódico y monitoriza la producción a distancia, con objeto rentabilizar al máximo los ahorros.



 

Tipos de Instalaciones  fotovoltaicas: aisladas y de autoconsumo instantáneo.

 

A día de hoy, existen dos principales tipos de instalaciones solares fotovoltaicas; las instalaciones aisladas y las instalaciones para  autoconsumo instantáneo, las cuales son diferentes entre ellas tanto por su funcionamiento como por sus componentes.



Instalaciones aisladas



Las instalaciones solares aisladas o autónomas están completamente desconectadas de la red eléctrica. Utilizan baterías para almacenar la energía generada por los paneles fotovoltaicos durante las horas de radiación solar, para poder luego utilizar esta energía cuando no exista esta radiación o no sea lo suficientemente alta como para cubrir los consumos. Esta carga de las baterías será controlada por el regulador de carga, que evitará sobrecargas y sobrecalentamiento de las baterías para así prolongar su vida útil. El inversor fotovoltaico será el elemento encargado de transformar la corriente continua de las baterías en corriente alterna para utilizarla en la red eléctrica interior de consumo.



Para dimensionar este tipo de instalaciones es necesario saber de antemano los consumos diarios que vaya a tener la vivienda. Suelen ir acompañadas de un grupo electrógeno de apoyo para garantizar una autonomía total después de varios días de poca radiación o consumos elevados no previstos.



Esquema de conexión tipo de un sistema fotovoltaico aislado con apoyo de un generador:



baterias

Autoconsumo instantáneo



Las instalaciones fotovoltaicas para autoconsumo no almacenan energía en baterías, sino que se conectan directamente a la red interior de la vivienda, pero sin dejar de estar conectada a la red eléctrica exterior. Están pensadas para proporcionar un ahorro al consumidor, de manera que todo lo que produzca los paneles fotovoltaicos se consume directamente en el interior de la vivienda, disminuyendo la factura de la luz en tantos kWh como se autoconsuman desde los paneles fotovoltaicos. La energía excedentaria se inyectaría a la red eléctrica exterior.



El inversor de red convierte directamente la corriente continua de los paneles en corriente alterna para inyectarla en la red interior de consumo, simplificando la instalación con respecto a las instalaciones aisladas.



Esquema conexión básico instalación autoconsumo:



 

autoconsumo